Buscar este blog

GLOBAL LANGUAGE TRANSLATOR

English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Gadget creado por www.Vivirsencillamente.com

domingo, 13 de febrero de 2011

GUARDIOLA Y EL COACHING CON CABALLOS



En el Coaching con Caballos, el deporte y la empresa se combinan la  estrategia, los  sistema, la formación, calidad personal, entrega y resultado.
Gestionar bien es saber dónde quieres llegar, con qué estilo de trabajo y con qué tipo de empleados.
En empresas líderes se fichan empleados en base a un perfil de competencias. No sólo se valoran puramente las calidades profesionales demostradas en otras empresas, sino más bien se valoran las actitudes, la fuerza emocional, la capacidad de entrega, el entusiasmo, la capacidad de comunicación con los compañeros o la capacidad de liderazgo.

Para poder “fichar” bien, la empresa tiene que haber definido sus propios valores y objetivos (¿Qué tipo de empresa queremos ser y en qué queremos diferenciarnos de la competencia?)
Para un club de fútbol (Una empresa cualquiera) las siguientes son algunas de las preguntas claves en la definición de su proyecto a largo plazo:

-Qué tipo de fútbol queremos ofrecer (estilo italiano, estilo Barça, inglés etc.)
-Apelemos a emoción (Mas que un club) o no (SA y publicidad en la camiseta),
-Sólo fichamos jugadores nacionales o no.
-Merchandising a escala mundial o no (fichamos al jugador más popular que hay para vender camisetas o fichamos un jugador que necesitamos de verdad).
-Queremos ser el mejor club del mundo endeudado hasta la cejas o empezamos con rentabilidad en España.
-Fichamos un técnico autoritario o no (optamos por libretas o por la motivación y la creatividad).
-Etc.

Sin tener las ideas claras, la empresa pierde el rumbo y no será competitiva. Todo lo que hace una empresa y sus empleados tiene que estar guiado a rajatabla por los valores y objetivos que eligen y definen sus directivos.
El éxito de un equipo deportivo depende también en gran medida de la capacidad de los directivos de fichar según estos criterios. Y esta labor empieza con el fichaje del cuerpo técnico.

Si por ejemplo optan por un técnico autoritario (Tipo Van Gaal), necesitan jugadores que lo acepten y que florezcan bajo un sistema autoritario. Pero también este técnico autoritario tiene que caber en un club que acepta tener un imperio dentro de la empresa.
Si optan por un técnico abierto y comunicativo, necesitan jugadores que valoren el diálogo y que no abusen de su libertad. En una sociedad cada vez mas emancipada parece evidente que tenderemos hacia un estilo cada vez más abierto, respetando a los jugadores como personas, con un cuerpo técnico menos autoritario y más excelente en el diálogo, la psicología y el liderazgo en base a calidades personales (inteligencia emocional).
El ejemplo de Pep Guardiola es claro: Respetando las calidades individuales y personalidades de sus jugadores y dándoles más libertades, ha conseguido a golpe de timón un aire fresco de ilusión y alegría, que ha traído resultados. Pero siempre dentro de un marco claro de objetivos bien definidos y un reglamento interno absolutamente claro y aceptado. Su ejemplo demuestra la fuerza de la combinación de una comunicación clara y respetuosa, y mano firme. “Quiere a tu gente, pide resultados”

En cualquier equipo hay que tener líderes y trabajadores en su justo equilibrio. Los líderes forman la columna vertebral del equipo (y de la empresa); hay que tener un líder en defensa, en el medio campo y en el ataque para conseguir la ejecución de la estrategia, a través de una buena comunicación interna.
Hay jugadores que saben motivar a los demás con su garra y compromiso emocional con el público (Messi). Otros son líderes naturales con autoridad y gran clase (Puyol). Otros son trabajadores, menos carismáticos pero igual de importantes (Keita).Cada uno de ellos tiene que asumir y aceptar su rol en base a un alto grado de auto conocimiento y auto confianza. Y cada uno de ellos tiene que respetar plenamente el valor de los demás para el equipo. Un justo equilibrio entre líderes y trabajadores se consigue en base a un sistema adecuado de búsqueda y selección y sobre todo de formación, liderado por el técnico. Porque equipos de verdad se puede crear, como ha demostrado el FC Barcelona con su combinación de canteranos y jugadores de fuera.

El FC Barcelona nos da el siguiente ejemplo:
Ganar gracias a un estilo de liderazgo basado en la formación, la comunicación honesta y clara, en respetar las calidades de cada uno, estimulando la creatividad y la iniciativa personal dentro de una estrategia y un sistema bien definido y claramente dirigido al resultado.

Este es exactamente el objetivo y el resultado del Coaching con los Caballos: Construir equipos de alto rendimiento, basados en un liderazgo capaz de ilusionar y motivar a los miembros del equipo.
Una comunicación interna abierta y directa basada en la confianza, el respeto mutuo y sobre todo en un alto grado de auto-conocimiento (autenticidad) de cada uno de los miembros del equipo, es el eje principal de este proceso de construcción de equipos de alto rendimiento. (Patrick Lencioni, “Las 5 disfunciones de un equipo”, 2003)
El reconocimiento de los puntos fuertes y de los puntos de mejora de cada uno de sus miembros, en un ambiente sin miedo y de diálogo abierto, abrirá la puerta para dejar entrar un soplo de aire fresco y limpio que proporcionará un salto cualitativo sin precedentes en el equipo.
¿Por qué caballos?
Liderar a uno mismo: Autoconocimiento y autenticidad.
Los caballos tienen una gran capacidad de reflejar al ser humano: tal y como tu eres con un caballo refleja cómo eres en tu vida laboral y en tus relaciones. Los caballos pueden “oler” tus sentimientos e incongruencias y reaccionan conforme a ello. Los caballos no mienten, no reflexionan, no manipulan, no tienen un ego, no esconden sentimientos, no conocen el bien y el mal, no juzgan, pero sí reaccionan de inmediato sobre lo que perciben, y reflejan de una forma directa como eres tú. El trabajo con los caballos influye directamente en tu nivel de auto conocimiento (autenticidad) y de auto confianza, elementos básicos para crecer como persona y como profesional.

Liderar el equipo
Un buen líder reconoce y sabe mover las emociones de los demás y sabe comunicarse efectivamente con sus colaboradores. Su propia honestidad, autenticidad y autoconocimiento, su capacidad y voluntad, junto a un cierto grado de humildad, son los elementos imprescindibles para llegar a ser un líder capaz de fomentar la ilusión y el rendimiento de su equipo. Y eso, se aprende trabajando con los caballos.

Trabajar en equipo
Los caballos trabajan en equipo para sobrevivir. Son nuestros profesores por excelencia para enseñarnos cómo construir equipos eficaces en base a confianza, respeto, una comunicación clara y contundente, y en base a responsabilidades bien definidas. Viendo a los miembros de tu equipo trabajando con caballos (que para algunos conlleva un cierto nivel de estrés), descubrirás sus capacidades y cualidades reales y aprenderás a respetar cada uno de ellos de una manera muy distinta. Para la cohesión del equipo eso es primordial.

Estos tres elementos son básicos para cualquier equipo deportivo. Por esta razón, el Coaching con Caballos que les ofrecemos puede contribuir de una forma única y muy eficaz a la mejora del funcionamiento y sobre todo al rendimiento de equipos deportivos.
PETER VAN DOMMELE
RECOPILACION FUTBOL FORMATIVO


2 comentarios:

FUTBOL FORMATIVO dijo...

Muy bueno. ¡Uf, cuánto nos queda por aprender!
Posted by Blanca E. Achón Fernández

FUTBOL FORMATIVO dijo...

"En el FC Barcelona se juntan varios factores como en una ecuación". Y la fórmula es la siguiente:

1) Una buena plantilla fruto de una política a largo plazo iniciada hace muchos años. Asegurar que “la pelota entra” da mas presión para conseguir éxitos pero mas tranquilidad mediática

2) Una política de empresa clara donde cada Departamento tiene claro la visión como club, su vocación social, la limitación de sus recursos económicos, su historia, su cultura y sobretodo sus valores. La directiva cumple con su cometido de gestión de recursos y la parte deportiva-técnica asume su responsabilidad de materializar los objetivos. El FC Barcelona es una entidad de los socios y no un cortijo .

3) La calidad humana empezando por los directivos , cuerpo técnico y jugadores y sobretodo estos últimos ya que gran parte han crecido dentro del club lo cual consolida esta vocación y el “sentimiento de La Masia”.La gran diferencia entre una gran empresa y una empresa la da el recurso humano su calidad profesional, humana y su motivación.

4) Pensar en el medio y largo plazo pero actuando en el corto plazo . No se puede pensar solo en el año que se inicia, una empresa que trabaja con visión de futuro tiene que preparar el futuro y a veces a costa del presente. El Barça ha pasado años de su historia sin conseguir triunfos pero el talento esta , los recursos están y lo que faltaban eran buenos directores de orquesta que organizaran todo y le dieran fuerza.

5) Los valores, "y lo escribo en mayúscula porque para mi es la variable crítica que nos diferencia de otros clubs y donde considero que Pep es el valedor de la aplicación de los valores al primer equipo del Barça", asegura Xavier Pascual.

El directivo resalta una serie de valores del estilo de Guardiola que las empresas pueden aplicar a sus equipos humanos:

Valores como humildad, trabajo, respeto, confianza, espíritu de sacrificio, equipo, responsabilidad y transparencia, todo ello se vive y se refleja en el campo, en las ruedas de prensa, en los comentarios de los jugadores en todos los ámbitos donde hay visibilidad y seguro que estos valores prevalecen dentro del vestuario "porque hay gente que los ha vivido desde pequeños y los defiende y los difunde en una plantilla donde siempre habrá jugadores de otros países".

¿Estos valores pueden aplicarse en la empresa?

"Por supuesto, estos valores son los pilares, los cimientos que las empresas tienen que tener. Esta digamos es la base donde después se debe construir las estrategias, las políticas, las acciones, los objetivos. Sin estos cimientos, es difícil que el resto aguante y ante cualquier incidencia, inclemencia, crisis el proyecto tendrá el riesgo de hundirse", relata Xavier Pascual.

En definitiva, concluye el directivo: "Valores, trabajo, calidad resultan un éxito y Pep Guardiola, gestiona estos términos con excelencia".