Buscar este blog

GLOBAL LANGUAGE TRANSLATOR

English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Gadget creado por www.Vivirsencillamente.com

viernes, 22 de abril de 2011

EL FÚTBOL DE BASE Y SU DUALIDAD EN EL PROCESO DE ENSEÑANZA - APRENDIZAJE DEL MODELO DE JUEGO IDEAL.

“En este mundo de dualidad, todos nos sentimos diferentes a los otros".
La mente nunca se sentirá satisfecha. Adonde quiera que vaya estará inconforme. Aún dentro de grupos que aparentan estar unidos, hay separación; las religiones se ramifican en incontables facciones, los partidos políticos discrepan entre ellos; los equipos de fútbol pelean por sus tácticas, hasta los Beatles se separaron. Adonde quiera que mires, hay separación, divergencia, dualidad.” (1)

El fútbol no ha sido ni es ajeno a ese grado de dualidad que lo ha conducido a padecer la “separatidad” (Término utilizado por Erich Fromm en su libro: “El arte de amar”, que nos habla del sufrimiento del ser humano al dejar de ser uno con el todo, con el amor, en el momento de nacer; en otras palabras, la desolación creada por tal separatidad) de lo que es realmente: la integración e interrelación de sus partes.

El fútbol como un todo en el que convergen las estructuras físicas, motrices, técnicas, tácticas, psicológicas, familiares, sociales y teóricas; ha posibilitado que sea concebido y entrenado por unidades separadas, por partes aisladas entre sí. Queda aclarar eso sí, que a pesar de lograrse éxitos con tal metodología, no significa que sea real. Acepto, “con un dejo de tristeza”, si me equivoco sobremanera al estar siendo radical con este punto de vista personal. Sin embargo, para sustentar los anteriores elementos de opinión particular, enumero algunas experiencias externas que reafirman las mismas:

1. "Yo no hago trabajo físico. Defiendo la globalización del trabajo. No sé dónde comienza lo físico y acaba lo psicológico y lo táctico." (2)
No pretendo defender la filosofía de un determinado director técnico acreditado por sus innumerables éxitos deportivos, pero si recalcar el grado de confusión que hemos llevado a cuestas en esto del proceso de formación en el fútbol de base.

Fui testigo directo en mi paso por diferentes divisiones menores y selección departamental, de evaluaciones y/o test físicos en los que algunos jugadores de talento arrojaban los más bajos resultados, pero ¡vaya haber! como se convertían en los salvadores de su cuerpo técnico, y por ende, los que le daban la vigencia en su trabajo a los mismos. Caso contrario de aquellos futbolistas que eran los mejores en dichas evaluaciones físicas pero la banca de suplentes era su amiga constante en los partidos oficiales. Lo bueno de todo esto, del fútbol, se basa en que no todo es directamente proporcional.

2. “Cappa: No sé si coincidirás, pero para mí la preparación física como tal no existe. Existe la preparación de un futbolista, de un basketbolista, de un tenista, pero no en general.
Seirulo: Coincido. Antes, por error, se pensaba que primero había que fabricar un atleta y luego que jugase a lo que sea. Si se quería entrenar la resistencia, se entrenaba por igual en el monte, en el mar... donde fuese. Y luego adaptaban esa resistencia a su deporte. Y no es así. Así pierdes tiempo y energía, pues cada deporte requiere su tratamiento específico.
C: La velocidad, por ejemplo. En fútbol es diferente, tiene que ver con la precisión, con ver antes la jugada.
S: He entrenado en otros deportes y el fútbol es el que más prima las habilidades del jugador: su inteligencia, toma de decisiones, sensibilidad, comprensión del espacio y del tiempo... ¿Por qué? En fútbol, lo mismo que tú utilizas para movilizarte lo usas para jugar, y tienes que estar concentrado en ti mismo y en el equipo. Por eso, los talentos de este deporte son, personalmente, tipos muy especiales.” (3)
Valiente dualidad esta de separar las partes durante las sesiones del entrenamiento semanal y “desperdiciar energías” en las direcciones de los partidos de competencia cuando ésas partes se unen en un todo. Qué importa que se gane un partido o un campeonato por la supremacía de una de ellas sobre las otras. El asunto se trata de unificar este deporte dentro de lo que conocemos como lo holístico en el futbolista llevado en su acción directa: Jugando.
Son múltiples los casos de la dualidad reinante en este asunto del fútbol:
3. “LLEGADA A UN CLUB CON LA TEMPORADA EMPEZADA”

“Cuando un entrenador inicia un trabajo en medio de la temporada puede optar por dos caminos: o bien por el camino de la reacción a nivel psicológico, que provoca reacciones efímeras a nivel motivacional (en la que no creo) o por el contrario a nivel metodológico.
Las reacciones psicológicas duran, lo que dura el efecto del propio cambio pero cuando vuelva a estar definido quien juega, los equipos vuelven a las andadas.

Opto por el cambio metodológico que es duradero porque introduce cambios estructurales, la otra forma de enfocar el relevo técnico tan solo produce variaciones a nivel coyuntural.” (4)
Se pueden imaginar ustedes, amigos lectores, cuando sucede eso de relevo de cuerpo técnico dentro de un club. El preparador físico diciendo que “los encontró en una condición bajísima para el momento actual competitivo”. El director técnico pronunciando a mil voces que “poco trabajo táctico tiene el grupo”. Los del departamento de psicología que “están desmotivados por cuestiones económicas” y los directivos que “no sabemos del bajón futbolístico pues se les ha dado todas las garantías del caso para jugar”. Vaya usted a saber las causas. Lo único seguro del caso es que por favor: diseñen entrenamientos que simulen la competencia en todos los aspectos para minimizar posibles y futuros fracasos en cada una de las vertientes que componen el todo en el fútbol”.

En cuanto al tema de lo psicológico, lo utilizo como una pequeña muestra de que no estoy “atacando” exclusivamente la parte física-atlética del proceso de formación, ni la táctica, ni la técnica, etc. También lo psicológico lo empleo como una reflexión para este “atrevido” ensayo, que en otras palabras; invita a que dejemos de una vez por todas de estar inmersos en el proceso de enseñanza-aprendizaje en el fútbol formativo cargando y perpetuando en el tiempo; viejas y antiquísimas metodologías.
Hasta resulta un poco pintoresco esto del tema psicológico (para mencionar un medio del entrenamiento en especial) en los futbolistas y su incidencia en el juego.
En días pasados, sábado 16 de abril, presenciando la competencia del torneo sub-20 en la cancha Marte #1 de la ciudad de Medellín, un delantero tuvo en el tiempo de haber jugado, seis oportunidades para anotar un gol.
Nota: cabe aclarar dos cosas al respecto: 1- Oportunidad de gol no equivale a gol. A veces escuchamos a quienes dicen:” teníamos que haber ganado 6 a 0, con todas esas que desperdiciamos”. No convirtieron una, ¡ahora para las seis que dicen! 2- Opción de gol no es válida pronunciarla, es como si el futbolista tuviera la posibilidad de elegir/querer de anotar o errar. Él no elige, simplemente falla o acierta.
Sigamos con el relato, en la tribuna me acompañaban algunos integrantes del cuerpo técnico en el que hacía parte dicho delantero. Tanto el futbolista como su cuerpo técnico, y hasta algunos de los pocos hinchas en la tribuna; mostraban signos de desesperación con sus constantes “sobadas” de cabeza al ver que no convertía una de tantas oportunidades de gol. Le sugerí a uno de los del cuerpo técnico: “En el próximo entrenamiento, pregúntele al joven ¿Qué siente al estar presto para anotar? Y ¿Qué sintió en el mismo instante de fallar tan claras oportunidades de gol?”
Tres días después recibí la respuesta: “Dice el joven futbolista que sintió algo de ´presión` pero que… ¿Qué tiene que ver la emoción con la oportunidad de gol y con haberla fallado?”

Pues sólo quería decirle que la “emoción es cuando se cruzan el cuerpo físico con la mente” (5).

En otras palabras, las emociones son el resultado de lo que se piensa. El epicentro de las emociones son los pensamientos. La mente existe siempre y cuando haya pensamientos. La materialización de los pensamientos que generan emociones se lleva a cabo en el cuerpo físico. Centrar la atención al jugar en las emociones negativas, hará que las jugadas se malogren en un alto porcentaje de ellas.

Emociones negativas son producidas por pensamientos negativos y viceversa, es todo un círculo vicioso. También puede decirle con toda la seguridad del caso que existen muchos futbolistas que “prefieren”, y al mismo tiempo, “sienten una paz interior” al fallar una oportunidad de gol; ya que esa carga de energía negativa es liberada con tal acción. Qué asunto más extraño, ¿verdad? ¿Por qué no deciden jugar disfrutando el juego con fortaleza mental y no hacerlo padeciendo miedo e inseguridad durante el mismo?
El deporte es salud y/o enfermedad, estresante y/o liberador, debilidad y/o madurez mental. En este aparte si puedo hablar de que es una opción del futbolista decidir su papel protagónico positivo o negativo dentro de esta maraña de fútbol integral.

Al menos el delantero ya sabe o tendrá conocimiento del por qué de sus fallas reiterativas dentro del terreno de juego. Aunque estoy seguro que va por buen camino de descubrirlo, ya que si se sigue “sobando su cabeza”, estará demasiado cerca de saber que es ahí donde se encuentra su solución para ser un goleador y dejar de ser un delantero más.

Unas pocas metodologías de entrenamiento tienen algo de valederas, otras son validadas por campeonatos efímeros, otras tantas son realmente las que el fútbol requisita pero no permiten que se desarrollen por intereses particulares. En fin, estamos terminando este ciclo de vida sin poder demostrar que el fútbol ha sido “prostituido” hasta tal punto que cualquiera puede seguir reinando con su organización, dirección y visión del juego en particular.

4- ¿Qué acciones de juego son las mismas que se dan en la realidad de juego? Independiente de los que lo juegan. Sean talentosos o mediocres. Ya sean “equipazos” o "equipitos".

4.1. "Profesor, en mi viaje a Argentina en enero de 2011, pude determinar lo siguiente: los futbolistas colombianos son mejores que los futbolistas argentinos, la gran diferencia radica en que tanto en los trabajos físicos como en las prácticas de fútbol, ¡DEJAN EL ALMA!" P.F. Willian Lara. Selecciones Antioquia.
4.2. "Mi profe, he estado en Brasil, Argentina y otros países suramericanos y le cuento: el fútbol es el mismo, es lo mismo." P.F. Willian Lara.
4.3. "Jóvenes, el fútbol es: tres árbitros, dos equipos, un balón, quitarle el balón al jugador de camiseta color ´x`, entregarle el balón a su compañero, hacer más goles que los que recibamos, ubicarse en un espacio libre para recibir el balón cuando el propio equipo lo posea, ubicarse en una zona/espacio o referenciando al jugador contrario cuando el balón sea jugado por el equipo rival, etc." (Decir todo lo anterior es muy fácil, integrarlo dentro de un mismo juego de entrenamiento es lo que hace a un entrenador/estratega/director técnico competente). Solamente la diferencia está en aquellos futbolistas que juegan derrumbando las falsas creencias que se han tejido a lo largo de este proceso de enseñanza-aprendizaje en el fútbol." P.F. Adolfo Gómez S. Club INEM y Club Deportivo Xanders.
4.4. Señores, es lamentable que los jóvenes futbolistas NO CONOZCAN LAS FASES DEL JUEGO, LOS PRINCIPIOS Y SUBPRINCIPIOS DE JUEGO Y LAS TRANSICIONES DEL MISMO. Igualmente, que desconozcan el cómo SE RECUPERA UN BALÓN Y MUCHO MENOS, EL CÓMO SE JUEGA, DÓNDE, Y CÓMO CUANDO HAYA TENENCIA DEL MISMO. Pero lo peor de todo es que los directores técnicos realizan entrenamientos sectorizados, analíticos, y desglosando el juego; debido a su INCAPACIDAD (¿O desconocimiento y/o falta de comprensión del juego?) para estructurar entrenamientos dentro de los cuales, HAYAN TODOS LOS ELEMENTOS QUE INTERVIENEN EN LA TOTALIDAD DEL JUEGO. Adolfo Gómez Sánchez al grupo de estudio.
4.5. ¿Se podrían imaginar ustedes si se aplicaran todos y cada uno de los conceptos defensivos y ofensivos en los entrenamientos? Sería una locura. Existen juegos que abarcan en su totalidad (o casi que en toda) las demandas y requisitos que el fútbol desarrolla. Lastimosamente, los directores técnicos -en una alta cifra- perpetúan viejas ideas impuestas desde afuera que se las han creído por años, hasta con la excusa de que es "lo que les ha dado resultados". Para ellos,"resultados" significa: ser campeones (Hasta atreverse a decir “como sea”). Para mí, EL VERDADERO ÉXITO DE UN ENTRENADOR ES QUE TENGA CONOCIMIENTO Y COMPRENSIÓN DEL JUEGO. Al menos sabiendo ambos, GARANTIZA LA CUMBRE DE SU ACCIÓN PEDAGÓGICA. Sería espectacular “pensionarse” en el fútbol habiendo conocido, interpretado y comprendido el juego que haberse llenado de trofeos ignorando el mismo.
“No hace mucho tiempo el entrenador de fútbol trabajaba separadamente todos estos componentes, en el aspecto técnico se entrenaba con ejercicios aislados de conducción, control, tiro…En el aspecto táctico con los movimientos de ataque/defensa, de una manera independiente, en el aspecto psicológico con charlas más de cara a la galería que de confianza en su aportación y en el aspecto físico, y aquí si que debo decir que no hace mucho, y con la aparición de los preparadores físicos en el fútbol, se dio tanta importancia que más bien se entrenaba atletas y no jugadores de fútbol. Se olvidaban que el fútbol tiene balón, que es un juego colectivo y que depende de las interacciones entre los jugadores a partir del mismo. Actualmente, la figura del preparador físico tiene su relevancia pero no ya por la aplicación de los métodos de entrenamiento físico aislados del todo, sino por la valoración de los criterios a seguir conjuntamente con el entrenador y ayudantes para la aplicación de las cargas adecuadas en cada sesión de entrenamiento dentro del todo.” (6)
4.6. La rivalidad que siempre ha habido entre la preparación física y la dirección técnica: si el equipo no corre es por mala condición física, o por factores de “ánimo-económicos” o porque el director técnico no es “monedita de oro” para los jugadores. Se reafirma con lo anterior que tanto la preparación física como la dirección técnica, actúan como dos vertientes separadas. Cabe realizar varias hipótesis al respecto.
a- Sin una preparación física específica al fútbol no se puede potenciar una dirección técnica moderna.
b- Sin una dirección técnica moderna no puede potenciarse la preparación física específica del fútbol.
c- Al realizar entrenamientos técnicos-tácticos de baja intensidad redundan negativamente en el rendimiento de las capacidades físicas.
d- La intensidad de los entrenamientos tácticos-técnicos al estar enmarcados en la complejidad de las tareas, el grado máximo de concentración, los factores psíquicos como la voluntad, la tolerancia al esfuerzo, factores cognitivos como toma de decisiones espontáneas, problemas/tareas multifacéticas y polivalentes; globaliza de esta manera el juego y no incurren en "echarle el agua fría" a unos u otros.
e- Programar dentro de los entrenamientos sesiones de ejercicios bajo la realidad del juego estimulan lo integral/global características comunes, tanto de quien lo juega como del fútbol mismo.
Es necesario contar para todo este tema del entrenamiento integral, con directores técnicos, preparadores físicos, directivos y demás; que estén capacitados para poder desarrollarlo.

A manera de conclusión:
El fútbol nos ha brindado tantas oportunidades para ser y trascender como personas en la vida en todos o en unos cuantos aspectos de la misma, y que hasta el momento presente, podemos seguir estructurando procesos que se aproximen a su realidad inherente. Gracias a Dios “no todo está inventado o escrito” en él. Tampoco este ensayo-deportivo es la última palabra, porque estoy de acuerdo con Gabriel Meluk quien afirma, relacionando con lo enunciado en este discurso, lo siguiente:
“No hay nada peor que los absolutos y quienes quieren imponerlos: regímenes totalitarios, vanidosos, que se creen poseedores de la verdad, quienes no entienden a los contradictores y asumen sus formas, estilos y maneras como las únicas posibles…
En el fútbol se puede ganar de una manera maravillosa por ofensiva, preciosistas, técnico y talentoso (refiriéndose al Club Barcelona)…demostrando que desde la utopía también se logran metas de la tecnocracia… Igualmente, hay otras maneras de ganar, igual de válidas e igual de nobles como marcar, correr, trabajar, usar fórmulas para contrarrestar virtudes y potenciar fortalezas (describiendo al Real Madrid).Como lo estamos observando en los ultimos cuatro Super Clasicos.
La discusión, tan vieja como el fútbol mismo, entre atacar y defender, entre crear y marcar, entre construir jugadas y destruirlas –eso último es, de por sí, otra manera de crear- vive de nuevo con el esforzado triunfo del Real Madrid en la copa del Rey”. (7)
El fútbol está a las órdenes de propios y extraños, de sabios y necios, de resultadistas y líricos, de estrategas e improvisadores. Todos y cada uno de nosotros tenemos el libre albedrío de intervenirlo según lo percibamos. Eso sí, las consecuencias del fútbol actual en nuestro medio es responsabilidad compartida, ya que hemos permitido una errada visión en la formación del futbolista de base y del juego mismo. Basta con observar la dispersión motriz específica de este deporte; para concluir que la disminución alarmante del talento infanto-juvenil, puede estar su causa tanto en lo que sucede dentro, y en el entorno de la mencionada formación.
Bibliografía:
(1) Del libro: “¿Por qué caminar si puedes volar?”. ISHA. Editorial Aguilar.
(2) y (4) Del documento: “30 frases de José Mourinho”. Juan Carlos Rojas Escobar.
(3) Del diálogo entre: Paco Seirulo (Preparador físico FC Barcelona) Y Ángel Cappa (Director técnico Club de Gimnasia, Argentina). Documento. Juan Carlos Rojas Escobar.
(5) Del libro: “El poder del Ahora”. Eckhart Tolle. Editorial Norma.
(6) Del libro: Fútbol, medios de entrenamiento con balón. Miguel Ángel Portugal. Editorial Gymnos. 2000
(7) De la columna de opinión deportiva: “Meluk le cuenta”. Periódico El Tiempo. Medellín, Jueves 21 de abril de 2011.

ADOLFO GOMEZ
RECOPLICACION FUTBOL EN DESARROLLO




































Publicar un comentario